Consume Consciente México

Germinados, alimentación viva.

La naturaleza nos sorprende. La naturaleza es generosa. La naturaleza nos agasaja constantemente y sin pedir nada a cambio, de manera genuina, nos regala sus creaciones perfectamente diseñadas. Los germinados, son una de ellas…

El Agua, el Aire, la Tierra y el Sol, como perfectos aliados, se unen para a través de un magnífico proceso, generar vida. Mediante el paso de los días, el remojo, la ventilación, la sombra y la fotoexposición son los protagonistas que hacen posible que las semillas germinen y sean utilizadas como el alimento más antiguo y nutritivo del planeta.

Los brotes son ricos en aminoácidos esenciales, calcio, magnesio, fósforo, potasio, hierro, clorofila, vitamina A, B, C, E y K. La incorporación de germinados en nuestra dieta, nos proporciona innumerables beneficios; fortalecen el sistema inmunológico, favorecen los procesos de desintoxicación, combaten los radicales libres, reducen el índice de colesterol, retrasan el envejecimiento y entre muchos otros, son altamente recomendados para quienes se encuentran ante un cuadro de anemia.

En la búsqueda constante de alimentos ricos para la salud, encontré una mezcla de semillas para germinados de quinoa negra, quinoa blanca, quinoa roja, alfalfa, frijol mungo y amaranto que además de proporcionarte una energía inigualable, te obsequia la oportunidad de preparar tus propios brotes en casa, cuando quieras.

La evolución de cómo se obtienen los germinados es fantástica, y poder acompañar su desarrollo día a día es gratificante. Un frasco de vidrio, un tul / gasa / manta de cielo y una bandita elástica son elementos suficientes para activar las semillas y en pocos días disfrutar de las bondades de esta dádiva de la naturaleza. Los brotes pueden incorporarse en diferentes platillos como ensaladas, sopas, salteados, pastas;  ¡y hasta donde la imaginación lo permita! Se pueden consumir enteros (a partir de los 2 cms), incluyendo raíces y hojas. Su consumo crudo garantizan su contenido nutricional. En platillos calientes se recomienda añadirlos al final, para que no pierdan sus propiedades.


Instrucciones | Germinados

– Poner las semillas de germinados en un frasco de vidrio y cubrirlas con agua -al menos con 2 cm por encima-. Tapar el frasco con una malla casi cerrada, tul, manto del cielo o gasa y ajustarla con una liga. Dejar reposar toda la noche o 12 horas en un lugar sin luz.
– Escurrir y dejar el frasco inclinado bocabajo el resto del día para que se drene el exceso de agua.- Dos veces al día enjuagar muy bien las semillas con agua y escurrir siguiendo el mismo procedimiento.
– Cuando los brotes tengan entre 2 o 3 cm dejarlos escurriendo en una ventana donde reciban luz del sol para que produzcan clorofila y sean más nutritivos.
– En el 5º día ya se pueden comer. Caso ya no quieras que sigan creciendo, puedes refrigerar los brotes cuidando la humedad para que no se haga moho. Duran apróximadamente 9 días.
peuali-germinados-003peuali-germinados-001peuali-germinados-004peuali-germinados-006

En lo posible, aliméntate con productos orgánicos y/o 100% naturales que aporten salud a tu vida.

You Might Also Like